Levadura, ¿cúal utilizo?

#Masas, panes y repostería 17 octubre 2020

Si bien en sus orígenes, era líquida, en la actualidad la levadura se comercializa bajo diferentes formas: prensada, seca instantánea o activa… Las técnicas de producción de levadura han evolucionado progresivamente para adaptarse a las diferentes expectativas de los panaderos y de los amantes del pan casero. En cualquier caso, aportan a la panificación la esponjosidad, el volumen y el sabor que nos gusta tanto.


Muchas veces nos entra la duda de que levadura utilizar para hacer pan, o bizcocho...


Sobre todo tenemos 3 tipos de levadura:


* Levadura fresca :  Es una levadura muy utilizada por todo el mundo y muy apreciada por los artesanos panaderos. Es una referencia imprescindible para los amantes del pan que valoran su autenticidad y la calidad de su fermentación. Es ideal para la fabricación del pan a mano pero también es perfecta paraa los que se elaboran a máquina. Se presenta en forma de daditos compactos, desmenuzables y ligeramente húmedos. Después de haberla desmenuzado delicadamente con los dedos, esta levadura se mezcla muy fácilmente con la masa. Es imprescindible guardarla en el frigorífico para que conserve sus propiedades, puedes congelarla para conservarla más tiempo.  


* Levadura deshidratada o seca: La levadura seca instantánea se comercializa en bolsitas o en paquetes herméticos. Una vez abierta la bolsita, le recomendamos que conserve la levadura en una caja hermética y la utilice rápidamente para que mantenga toda su eficacia.   Se incorporan muy fácilmente a la masa y permiten una fermentación rápida y de gran calidad. Debe su nombre al hecho de que está lista para el uso y no necesita hidratación previa. Como es fácil de utilizar, es idónea para un uso en máquina. Asimismo, es ideal para todos aquellos que gustan hacer el pan a mano. Se conserva durante dos años y debe guardarse a temperatura ambiente, en un lugar seco.


* Levadura química: Es la utilizada para hacer bizcochos princpalmente. No es un agente de fermentación y, por lo tanto, no permite hacer productos de panificación. Por el contrario, se utiliza para elaborar pasteles. La levadura química está constituida de sales minerales y bicarbonato, y no de células vivas como la levadura de panadería. En presencia de agua y de calor, sus compuestos minerales se descomponen en gas, provocando de este modo un aumento del volumen de la masa del pastel en el horno.


En esta imagen os dejo un resumen de cual es recomendada para cada elaboración.


Espero que te sea de ayuda.

Y te animo a que pruebes a hacer tu propio pan, con la harina que te guste, integral, espelta, trigo sarraceno,...a tu gusto, sin conservantes y muy muy natural.